“Ratín” se encargaría de atacar inmuebles de las víctimas amenazadas desde el penal.

El hijo del alcalde del distrito casmeño Comandante Noel, Marco Rivero Huerta, fue capturado por la Policía en el centro poblado Carrizal, en Casma. Para la Policía, el sujeto estaría involucrado, nada menos que, en los casos de extorsión perpetrados en dicha provincia.

Marco Rivero Lomparte, alias “Ratín” (26), portaba ilegalmente un revólver y municiones cuando fue capturado. Junto a él se intervino a José Pajuelo Chico (a) “Pajuelo” (30) y en su propiedad se les halló dos cartuchos de dinamita. Ambos intentaron evadir a la Policía a bordo de una moto lineal.

EXTORSIONES

Para la Policía, “Ratín” y “Pajuelo” son presuntos extorsionadores, quienes obedecen a delincuentes que purgan condena en el centro penitenciario Cambio Puente y se encargarían de identificar a las víctimas y de dinamitar sus predios en caso de aquellos no cedan a la extorsión.

Su última fechoría ocurrió el pasado 15 del presente cuando dinamitaron la segunda planta de la vivienda de una empresaria casmeña, hecho que fue registrado por una cámara de videovigilancia. Los detenidos, que hoy fueron presentados en Chimbote, también estarían detrás de las extorsiones a la empresa de transporte “Los Casmeños”, a cuyos propietarios les exigen el pago de S/.50 mil.

“RATÍN”

El burgomaestre distrital Marco Rivero, también conocido en Casma con el mismo apelativo de “Ratín”, fue sindicado como el autor intelectual del crimen del periodista Pedro Flores Silva, acribillado el 6 de setiembre del 2011. A la fecha, el caso no ha sido esclarecido. (Deivis Castro)

Hay sesenta integrantes empadronados, pero apenas cuatro salen a resguardar.

En el sector El Castillo (Santa), la población podría quedar a merced de la delincuencia pues el personal de las rondas campesinas ha ido disminuyendo en los últimos tiempos, advirtió el agente municipal de la zona, Andrés Pariachi de la Cruz.

“De los 60 ronderos empadronados, solo cuatro salen a hacer guardia a diario, pero el problema es que nos son constantes. Antes salían el doble y más seguido. Algunos vecinos dicen: ‘si los otros no salen, nosotros tampoco’. Hay una desunión que es perjudicial para el pueblo. El día lunes han intentado robar en la casa de una vecina, menos mal que no se han llevado nada. Ese día no había ronderos, por ejemplo”, refirió preocupado Pariachi de la Cruz.

En diálogo con El Ferrol, el agente municipal comentó que “son raras las veces” en que efectivos de la Policía o de Seguridad Ciudadana de Santa hacen operativos de vigilancia en el pueblo. “Siempre pasan por aquí nada más, deberían ingresar al pueblo, sobre todo durante el día”, solicitó el poblador.

Para José Manosalva Cruzado, presidente de la Federación de Rondas Campesinas de la Provincia del Santa y Anexos, existe un problema serio en la ronda de El Castillo.

“Algunos vecinos no colaboran porque saben que las autoridades no colaboran con los ronderos debido a que tienen una mala percepción. Entiendo que no estén de acuerdo con nuestros métodos de hacer justicia, pero hay que poner mano dura contra la delincuencia. La gente del campo reconoce nuestro trabajo”, enfatizó. (Moisés Serquén)

Delincuentes aprovecharon que institución educativa no cuenta con vigilante.

Ladrones no respetan nada. Lo que debía ser una mañana normal de clases, se convirtió en un terrible día para una docente de la institución educativa inicial N° 1564, ubicada en la urbanización Canalones de Nuevo Chimbote.

Es que, tras llegar a su centro de labores e ingresar a su aula, Carmen Villafana Villanueva se percató que todos los útiles escolares de sus 24 niños, que llevaron para trabajar todo el año, habían sido robados.

Además de llevarse decenas de tijeras, papel bond, cartulinas, colores, plumones, crayolas, entre otros útiles; los ladrones se llevaron una grabadora, material didáctico y útiles de aseo.

“Llegué minutos antes de las 8:00 de la mañana al colegio y vi que la puerta de mi aula había sido forzada, ingresé y observé que se habían llevado, prácticamente, todo; lo único que dejaron fue el mobiliario”, declaró apenada la profesora del salón de 5 años.

Carmen Villafana señaló que los ladrones, quienes habrían ingresado en la madrugada, se aprovecharon de que la institución educativa carece de un vigilante.

Enterados del hecho, efectivos de la Comisaría de Buenos Aires llegaron hasta el centro educativo para realizar las indagaciones del caso. (Yoshi Vera)

Además, moto lineal en la que se transportaban no tenía placa.

Dos miembros de la ronda campesina de la estación de control Cascajal Bajo fueron detenidos por la Policía en el cruce de Cascajal y El Castillo porque se encontraban armados a pesar de no contar con la respectiva licencia.

El hecho sucedió cerca de las 11:00 a.m. de ayer cuando Heiner Vega Eusebio (20) y Siriaco Rojas Torres (47) se trasladaban en una moto lineal –que no exhibía placa- con dirección a Cascajal. A la altura del sector El Castillo, la Policía les retuvo al percatarse de que las armas que portaban no eran de ellos.

Según fuentes policiales, los sujetos llevaban dos retrocargas y 11 cartuchos en total. Las armas de fuego figuran a nombre de otros ronderos, las cuales fueron prestadas a los detenidos. “El delito no es que porten armas, sino, ¿cómo combatimos a los delincuentes? ¿Con el chicote nada más?, no. Lo malo, según me entero, es que pidieron las armas prestadas a sus compañeros. La investigación recién empieza”, dijo en defensa de los ronderos, José Manosalva Cruzado, presidente de la Federación de Rondas Campesinas de la Provincia del Santa y Anexos.

Heiner Vega y Siriaco Rojas fueron trasladados a la comisaría del distrito de Santa. La Policía continúa con las diligencias del caso. (Moisés Serquén)

Sidebar 1